La miel es un expectorante natural por lo que ayuda a eliminar flemas, ademas es útil para controlar y combatir las infecciones en la garganta, gracias a sus propiedades antisépticas. Para aliviar el dolor de garganta puedes preparar una infusión.

  • Necesitarás agua, un limón y miel.
PREPARACIÓN
  • Corta el limón por la mitad y exprime su jugo.
  • Pon agua a hervir, la suficiente para llenar una taza grande
  • una vez esta esté lista, añade el jugo de limón y dos cucharadas de miel.
  • Disuelve perfectamente y tomar lo más caliente que puedas.
Si además sufres tos, puedes hacer un jarabe.
Necesitarás un limón y 3 cucharadas de miel. Parte el limón por la mitad y exprime su jugo. Añade las 3 cucharadas de miel. Mezcla bien y listo.